miércoles, 24 de agosto de 2011

AVISO A MIS LECTORES: estoy publicando artículos en Suite 101

.
Suite 101 es
una página que contiene artí
culos de excelente calidad ya que la línea editorial es muy estricta. Los invito a que me lean, también, en suite101.net

Logotipo de suite101.net

Desde el 09-08-11 estoy publicando en la página Suite 101, en la versión en español.

Para que estén enterados de cada vez que publique en esa página, haré lo siguiente: aquí, en este blog, les colocaré el título del artículo, la entradilla y una imagen acompañada del link del artículo que los llevará a Suite 101 donde podrán leer artículos que no publicaré en Tinta Indeleble.

El Control de calidad de los artículos es una norma del creador de Suite 101, el alemán Peter Berger. La versión en español cuenta con 1,4 millones de usuarios frente a más de 30 millones con los que cuenta la versión en ingles.

Para una información más completa sobre Suite 101 los invito a leer un artículo publicado en El País, titulado Suite 101 paga con publicidad los artículos de lectura gratuita de sus colaboradores.

Es todo un reto para mí escribir en esa página donde la publicación de artículos se rige por normas totalmente diferentes a las que se estilan en El Universal, periódico venezolano donde fui articulista semanal o en Certo, periódico de Galicia donde también publiqué, aunque no con la misma periodicidad con la que lo hice en El Universal.

Ya les contaré de esta nueva experiencia. En este momento no hay mucho que contar porque apenas he publicado un primer articulo. El tiempo dirá si vale la pena escribir para Suite 101 porque no es tarea fácil la que me espera, aunque el oficio de escribir, desde 1979, es algo que me ayuda y la experiencia en este querido blog es algo que valoro y está a mi favor pues es mucho lo que he aprendido en seis años y ocho meses derramando, sin censura, diversos temas de actualidad.

Mantener un blog no es nada sencillo. Es un trabajo arduo y solitario donde se es editor, escritor, investigador, relacionista público y todo cuanto requiere un medio de información. Eso y más lo hace una sola persona: el bloguero(a). Es un trabajo de mucha constancia y disciplina que permanece en el tiempo sólo cuando se ama lo que se hace. De otra manera, es inútil abrir un blog, no lo aconsejo.

Espero que mis lectores de Tinta Indeleble me sigan en Suite 101. Allá los espero, pero aquí -en mi blog- continuaré publicando.

No hay comentarios: