martes, 28 de noviembre de 2006

Una explicación sobre la desaparición del post que titulé URGENTE: UN MILITAR NOS ALERTA ANTE EL 3D

Intentaré darles una explicación -si es que puedo- sobre ese post que, misteriosamente, desapareció de este blog. Estuvo publicado desde el 25-11-06 y hoy lunes -27-11-06- ya no estaba. Así, sin más ni más.
Varias personas que visitaron mi blog para leer el testimonio de un supuesto militar venezolano sobre el 3D, me han enviado e-mails preguntándome qué paso y por eso publico esta explicación de algo que califico de “sobrenatural” porque no tengo una respuesta coherente que pueda explicar satisfactoriamente la desaparición de esa publicación ya que es la primera vez que eso me ocurre a mí. Debe ser un castigo divino por romper mi promesa de no escribir JAMÁS sobre la folklórica política venezolana y cuando rompo el silencio mi crónica se borra.
Lo peor es que no puedo publicar ese testimonio de nuevo porque ese texto se apoyaba en el chateo que tuve con un supuesto militar venezolano cuyo grado es el de mayor, según me dijo. Eran sus palabras sin editar las que estaban ahí. Después de publicarlo borré esa conversación virtual y, al no tenerla, no tiene sentido que se los cuente yo porque lo importante eran sus palabras tal y como se expresaba. Ese testimonio -verdadero o falso, nunca lo sabré- era el que tenía valor, no lo que yo diga.
Lo publiqué para que cada uno de ustedes se formara su propia opinión. En ningún momento mi intención fue creer totalmente en lo que el supuesto militar me decía, pero la duda, algunas veces, también tiene validez. No siempre es malo dudar. Lo que no debe hacerse es ocultar algo que puede llegar a ser cierto dadas las condiciones extrañas de un país convulsionado como Venezuela y, en este caso, si lo que él decía no era cierto, mejor para el pueblo venezolano que, angustiado, espera este 3D que define su futuro por muchos años.
Algunos de mis lectores sí lograron leerlo. No puedo saber cuántos, pero recibí varios e-mails de quienes lo leyeron. Unos estuvieron de acuerdo con su contenido. Otros no. La oposición venezolana siempre quiere noticias positivas y los que siempre hemos sido realistas -como Agustín Blanco Muñoz y yo- no nos ven con buenos ojos. Por cierto, ignoro qué opina, en este momento, Agustín Blanco Muñoz sobre la ya cercana elección presidencial, a la que califico de TRAMPA ELECTORAL de la que la oposición se arrepentirá. No digo más nada, pero ahí les dejo mi incredulidad y ruego estar equivocada. Supongo que la opinión de Agustín no es la de ese nefasto personaje que conduce un programa titulado "Aló ciudadano" y cuyo nombre no recuerdo pues desde agosto del 2004 dejé de ver su programa y ni sé si todavía existe.
Lo siento, queridos lectores, pero ese material del supuesto militar desapareció y, con él, se perdió también mi trabajo. Sólo puedo pedirles disculpas y desear que Chávez no siga gobernando a ese rico país que hoy mantiene a Cuba, Bolivia y otros países más mientras el pueblo venezolano pasa trabajo y muchos viven en la más completa miseria. Las cosas no son como los europeos lo ven por desconocer la realidad venezolana. Desde lejos todo es muy bonito y hasta romántico, pero desde lejos. No más.
En el lugar de los hechos -Venezuela- las cosas no son ni bonitas ni románticas.

Carmen Guédez
ESCRITORA
Copyright©Carmen Guédez 2006

No hay comentarios: